Terapia de Biorresonancia Quántica y D.H. Dr. Eduardo González Coeto
Terapia de Biorresonancia Quántica y D.H.            Dr. Eduardo González Coeto

La conspiración de la alimentación

¡Texto! Puede insertar contenido, moverlo, copiarlo o eliminarlo.

 

 

Aspectos negativos del azúcar.

 

Altera la micro biota del intestino.

Provocando que haya mayor permeabilidad de la vellosidad intestinal dañando el ADN de estas bacterias.

Produce por tanto inflamación intestinal.

            Al alterar esta se permite la entrada de metales pesados.

            Que entren anticuerpos que deben estar en la luz del intestino, favoreciendo las

enfermedades autoinmunes y la inflamación articular.

Reduce por tanto la elasticidad muscular.

Al alterar la micro biota se produce alergias alimentarias y otras.

Complica la enfermedad de Crohn.

Al alterar la microbiota se provoca deficiencia de cobre, cromo y calcio y magnesio.

Favorece por lo tanto el crecimiento descontrolado de las diferentes Cándidas, sobre todo la albicans.

Al alterar la microbiota facilita la fermentación y putrefacción de las heces haciéndolas muy ácidas favoreciendo entre otras cosas, colitis, cáncer de colon, diverticulitis, y hemorroides.

 

Crea una potente adicción.

La azúcar produce una rápida respuesta de endorfinas, provocando una momentánea sensación de bienestar.

Esto activa el circuito de recompensa estimulado por la dopamina, la cual crea la adicción, provocando con esto que cada vez se consuma más azúcar para obtener ese beneficio.

 

Aumenta los radicales libres.

Al alterar el metabolismo, se fuerza al cuerpo a generar mayor desgaste, creando con esto una acidosis metabólica, por aumento de CO2 como desecho de la combustión celular.

Aumentando con esto el consumo de O2 pasivo y reduciéndolo en el cuerpo en general.

El incremento de CO2 favorece la osteoporosis.

 

El incremento constante de CO2

            Favorece la fatiga y el cansancio tanto físico como mental.

            La tumoración de células cancerígenas.

            El envejecimiento prematuro.

Ya que reduce los niveles de vitamina E y A que tiene un efecto Antiaging.

Por esta razón, puede haber una glicación, puede alterar las moléculas de algunas proteínas y dañar a algunas enzimas necesarias para nuestro metabolismo y digestión.

           

Altera el SN creando ansiedad, estrés oxidativo y favorece la depresión.

Al alterar la micro biota se reduce en gran numero la absorción de nutrientes, vitaminas, minerales, sobre todo las vitaminas: B1, B2 y B5, lo cual a la larga favorecen el nerviosismo y el estrés.

Los picos de insulina aumentan la necesidad de seguir consumiendo más azúcar la cual a la larga, pueden favorecer la ansiedad, la falta de concentración y aletargamiento.

 

Aumenta el índice glicémico:

La azúcar que se consume, al ser una caloría simple va a entrar rápidamente al torrente sanguíneo, por lo que el páncreas tendrá que segregar un pico de insulina que nunca es proporcional a la azúcar que se consume.

La insulina es la llave para que la glucosa de la azúcar entre a la mitocondria. Las células tienen unos receptores insulínicos como cerraduras de esas llaves, pero cuando empieza haber demasiada glucosa, las células bloquean esas cerraduras provocando con esto una intolerancia a la insulina.

Si empieza a haber mucha insulina en la circulación, el páncreas deja de producirla, pero lo receptores seguirán bloqueados, causando obesidad y diabetes, por esa razón se asocia obesidad y diabetes tipo II.

 

Aumenta los triglicéridos en sangre, y las grasas de reserva, favoreciendo la hipertensión.

            El responsable de aumentar el peso es el azúcar no la grasa saturada.

De hecho, si comemos mucha grasa el cuerpo producirá leptinas que le avisarán al cerebro que ya está saciado.

Por lo tanto, se reducirá el consumo de algunas grasas necesarias en nuestro organismo.

No sucede con la azúcar, porque la grasa se metaboliza dentro.

Cuando el cuerpo tiene demasiada glucosa, será convertida en triglicéridos en el hígado y estos se depositarán en el tejido adiposo como reserva.

Estos triglicéridos producirán un colesterol oxidado el cual se depositará en las arterias dando paso a la arteriosclerosis.

Exculpando con esto a las grasas saturadas.

Pero ojo con las grasas TRANS que tiene ese mismo efecto.

Al aumentar los triglicéridos en sangre pueden provocar problemas circulatorios e hipertensión.

Por otro lado, es la azúcar la responsable del hígado graso.

Causa pérdida de la visión.

Puede ser la responsable por tanto de piedras en la vesícula.

 

Aumenta el riesgo de Caries dentales, gingivitis.

A pesar de que tenemos defensas en nuestra boca para atacar a las bacterias que entran en esta, si hay una alta concentración de azucares, estos se depositan en los diferentes espacios de los dientes, adhiriéndose a la dentina y atacándola, favoreciendo el desgaste y las caries.

Muchas veces el cepillado dental no es suficiente porque algunas pastas dentales tienen también azucares, aumentando la oxidación y el CO2 beneficioso para muchas bacterias.

Esto aumenta el mal aliento.

 

Mayor riesgo de sufrir acné.

Las personas que tienen predisposición a sufrir de acné, estos pueden tener ataques si hay un incremento de la insulina en sangre, provocando con esto inflación, enrojecimiento, dolor y facilitar el crecimiento bacteriano.

Está asociado con una desregulación hormonal provocada por descompensación en la dieta de exceso de azúcares y falta de grasas saturadas que favorecerán la producción hormonal.

 

 

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio Recomendar esta página Recomendar esta página
© Terapia de Biorresonancia Quántica y DH

Llamar

E-mail

Cómo llegar